Slide thumbnail

Gloria Mirada

Las vacunas no dependen de las creencias, no son dogmas.

Gloria Mirada

Gloria Mirada

Llegó por casualidad… y encontró su vocación

“Las vacunas no dependen de las creencias, no son dogmas. La evidencia científica nos ha demostrado el papel que han tenido, tienen y tendrán para salvar vidas y evitar secuelas”. Así de contundente se muestra Gloria Mirada, una enfermera que se introdujo en el mundo de la vacunología por casualidad, y que se apasionó de tal manera por este campo, que le ha dedicado su vida laboral, ya sea desde la práctica, la docencia o la gestión.

Gloria Mirada nació en Lleida, aunque vivió sus primeros años en Algerri, un pueblecito cercano de apenas 500 habitantes. Tras estudiar como interna en un colegio de Carmelitas en Balaguer, época que recuerda con especial cariño, deseaba mudarse a Barcelona, por lo que se marchó en busca de alguna carrera relacionada con las ciencias que no se pudiera estudiar en Lleida.

Por tradición familiar, estaba predestinada al mundo de la medicina, pero no sabía hacia dónde decantarse. De hecho, Gloria se preinscribió en Farmacia. Una amiga le propuso presentarse también a las pruebas de acceso a Enfermería, y tras aprobar holgadamente, comenzó una carrera por la que, según nos cuenta, no tenía especial predilección. Sin embargo, en menos de un año, la enfermería ya le había cautivado… “¡Y hasta hoy!”, exclama con satisfacción.

Algunas veces, las casualidades descubren vocaciones que permanecen agazapadas, medio escondidas, a la espera de un golpe fortuito con el que una persona se identifique. Tras su estancia en Barcelona, volvió a Lleida y empezó a realizar sustituciones en urgencias de una clínica. Poco después, le llamaron del INEM para una entrevista laboral en el servicio de vacunaciones de la Delegación Territorial de Sanidad de Lleida. Entonces la casualidad se tornó en descubrimiento. “Bastaron pocos meses para que me entusiasmara el mundo de las vacunas. En ese momento, ya tuve claro que formarían parte de mi futuro”, recuerda todavía con brillo en los ojos.

Estuve trabajando en el que era el único centro de vacunaciones de Lleida, hasta que, tras la reforma de la Atención Primaria, se convirtió en el Centro de Vacunaciones Internacionales, donde seguí desarrollando mi carrera profesional hasta 2009”. De aquella época, Gloria recuerda que muchos de los viajeros que, en principio, acudían tan sólo para informarse, acababan vacunándose de todo lo necesario, dependiendo de su lugar de destino vacacional. “Creo que lograr este cambio de mentalidad en personas indecisas, mucho tenía que ver la empatía y la convicción sobre el beneficio de las vacunas de los profesionales sanitarios que allí trabajábamos”.

Su relación con la salud pública ya siempre iría ligada a su actividad laboral, y a día de hoy, interviene en la gestión del programa de vacunaciones en la Región Sanitaria de Lleida, Pirineos y Arán, de la Agencia de Salut Pública de Catalunya.

No obstante, Gloria siempre ha sido un alma inquieta, capaz de extender su pasión por las vacunas entre una amplia diversidad de actividades profesionales. Se confiesa gran lectora, especialmente de libros de intriga. Quizá fuera su amor por la literatura lo que le motivó a introducirse en el mundo de la docencia. De hecho, desde el año 1990 es profesora asociada en la Facultat de Enfermería y Fisioterapia, de la Universitat de Lleida, donde imparte clases de bioestadística, salud pública, así como una asignatura optativa de vacunaciones preventivas. “Es una asignatura muy práctica, nos explica, donde los alumnos revisan desde la historia de la vacunación hasta las estrategias actuales, sin perder ese enfoque práctico”. Gloria también se doctoró en Salud, donde presentó una tesis doctoral sobre “Viajeros internacionales: adherencia a las recomendaciones e incidencia de problemas de salud”. También es autora de numerosos capítulos de libros y artículos sobre vacunas, y colabora desde 2012 en la Revista Vacunas, donde escribe en la sección de “Preguntas y respuestas”.

cActualmente, Gloria Mirada es miembro del Consejo Asesor de Vacunaciones del Departamento de Salud de la Generalitat de Catalunya. También es tesorera de la Asociación Española de Vacunología (AEV), así como, del Patronato de la Fundación Española de Vacunología y del Grupo de vacunas de l’Associació d’Infermeria Catalana i Salut Comunitària (AIFICC).

Otra de sus principales facetas es la participación en grupos de trabajo y revisiones sobre vacunas. Actualmente, es miembro de dos grupos, uno sobre “Errores en la vacunación”, y otro sobre “Protocolos de vacunación en pacientes con inmunodepresión (EII, EM, VIH/SIDA)”. Desde su experiencia, nos subraya la relevancia que supone la correcta administración de las vacunas, en la que el personal de enfermería es una pieza clave. “Se deben evitar errores, nos advierte, como administrar vacunas con un intervalo de tiempo inadecuado o con una pauta incorrecta”. Otro de los aspectos que subraya es que siempre se realice una apropiada conservación de las vacunas, y, por supuesto, que se esté atento a su fecha de caducidad.

Aunque la atención directa con los pacientes y el contacto con otros profesionales sanitarios le resulta indispensable, reconoce que donde más disfruta “es en el campo de la docencia, tanto impartiendo clases como participando en cursos, foros y jornadas sobre vacunas, donde a veces también me involucro en la organización”. Los temas principales de sus ponencias tratan sobre aspectos prácticos en las vacunas, como contraindicaciones y precauciones, errores en la administración y otros aspectos generales.

A pesar de su dilatada experiencia, Gloria sigue manteniendo intactas sus ganas por ampliar y extender el conocimiento sobre el universo de la vacunología. Su ilusión y su pasión le animan a seguir adelante. Sin duda, sabe que su esfuerzo contribuye al beneficio de todos.

2018-04-26T09:33:53+00:00